Isquemia Cerebral

La isquemia cerebral es una afección que afecta al órgano más importante de nuestro cuerpo pues es aquel que controla al resto del organismo. Para poder entender en que consistel la isquemia cerebral y como se produce, primero habría que definir a la isquemia, que viene de la raíz griega ischein que quiere decir retener o contener, podríamos compararlo con una anemia local, pues su principal mecanismo de acción es la falta de un suministro normal de sangre en una zona específica del cuerpo o un órgano. La sangre en la isquemia, es incapaz de llegar hasta el lugar donde se esta desarrollando este mal y el síntoma más visible es la palidez del órgano que es afectado, debida a la falta de sangre que tiñe de un color más saludable. La isquemia incluso puede afectar solo un área del órgano afectado, causando que dicha palidez solo aparezca parcialmente sobre la superficie.

Isquemia Cerebral
Pero lo que sucede dentro es que los vasos y arterias se encuentran obstruidos, tratándose entonces de una enfermedad vascular cuando se habla de la isquemia y la razón para que solo afecte un área de un órgano en la mayor parte de los casos, es que las arterias obstruidas corresponden a un solo grupo o conexión de ellas y en ocasiones se han encontrado casos en los que la isquemia no esta solo en un sitio, sino en varios lugares del cuerpo y las zonas que se afectan con mayor frecuencia son las que tienen mayor cantidad de terminales  arteriales, es decir los vasos sanguíneos más delgados que es donde termina el ramal de una arteria. Estos son, la mucosa intestinal tanto en el intestino grueso como en el intestino delgado, el miocardio que está ubicado en el corazón, la médula espinal y el cerebro. Este último órgano es aquel que se ve afectado en la isquemia cerebral y es peligrosa por si llega a suceder una isquemia dentro de los vasos del cerebro, entonces podrían producirse complicaciones graves como derrame cerebral, un accidente cerebrovascular, o un infarto cerebral que comúnmente deja secuelas bastante importantes en una persona y en el funcionamiento de su organismo, así como en sus capacidades cognitivas.

¿Qué es Isquemia Cerebral?

La isquemia cerebral entonces actúa sobre una zona del encéfalo al obstruir el paso de la sangre a dicha zona, lo cual priva al tejido del oxígeno necesario para funcionar, ya que los glóbulos rojos de la sangre son los encargados de transportar el oxígeno y otras sustancias necesarias para el funcionamiento del cuerpo. Las células del cerebro se ven dañadas de manera muy peligrosa causando incluso la muerte de las células cerebrales porque el oxígeno es fuente de energía para las células, y al no circular la sangre, los tejidos se ven en problemas si la isquemia es tan fuerte como para mantener el tiempo suficiente la sangre fuera de esta área. La tolerancia que tiene cada tejido del cerebro depende de la zona donde se encuentre y varía de persona a persona, pero el riesgo siempre está latente cuando no se toma las medidas preventivas necesarias.

Formas de la Isquemia Cerebral

Existen tres formas clásicas de isquemia cerebral, la primera puede ser por un ataque cerebral trombótico, que es causado por la obstrucción de una arteria por un coágulo de sangre llamado trombo, que se forma por la coagulación de la sangre dentro de la misma arteria que es afectada por la isquemia y normalmente es eliminado por el cuerpo, pero en ocasiones forma una pequeña masa de sangre coagulada que podría taponar una arteria en el cerebro.

Otra forma de isquemia es un ataque embólico cerebral que se trata de una  clase distinta de coágulo que se forma en un lugar distinto que el cerebro y luego se transporta por el torrente sanguíneo hasta las delgadas arterias del cerebro haciendo que se ocluyan. Estos coágulos se forman con frecuencia en el corazón o en las arterias de la zona del cuello, aunque se pueden ocasionar por diferentes razones además de condiciones adquiridas, como ejemplo se puede enumerar, estar en una misma posición por un tiempo exageradamente prolongado o por la introducción accidental de aire en el sistema circulatorio debido a una inyección con restos importantes de aire dentro de la jeringuilla.

Finalmente, la isquemia puede ser causada por un bajo flujo sanguíneo, o también llamado hipo perfusión sistémica que sucede cuando existe una falta de circulación sanguínea suficiente, porque el corazón bombea más lentamente y con menor fuerza haciendo que la sangre no logre acceder a las arterias más pequeñas ubicadas en el cerebro, siendo a veces la isquemia cerebral el producto de un paro cardíaco.

Crédito de la imagen